single image
Entrevistas

Angélica del Rocío Flores: “Un mundo naif de cabezonas”, bitácoras de colección.8 min read

Tenía casi 15 años cuando Angélica de Rocío Flores, directora de arte y artista plástica, decidió crear su primera bitácora porque no encontraba una que se ajustara a lo que buscaba. Aquel pasatiempo divertido que empezó de manera  rudimentaria, hoy se ha convertido en una actividad llena de detalles, que emplea herramientas sofisticadas, mucho amor y creatividad: cada bitácora es elaborada 100% a mano; desde el diseño, el armado y el packaging final. Esta es la historia de la creadora de las cabezonas naif.

#LeoSubmarine

Nacida el 2 de mayo de 1985, Angélica del Rocío Flores estuvo ligada al arte desde temprana edad. A los cinco años, ingresó a estudiar ballet en el MALI – Museo de Arte de Lima. Más adelante, estudió Dirección de Artes Gráficas y Publicitarias en la desaparecida Escuela de Arte Orval, iniciando así su andadura por el mundo  publicitario. Luego de culminar su carrera en el 2012, crea la marca de piezas de arte “Tilde a mano”, esto le permitiría manejar ambas carreras en simultáneo dándole una visión mucho más amplia a la hora de abordar los temas publicitarios de su carrera y la temática de sus obras de arte.

En el 2016, su primera vitrina artística internacional fue la Galería Aguafuerte en México D.F. como parte de la exposición colectiva “30 Pintores Peruanos”. A esta le siguieron exposiciones en EE.UU, México y Perú. En julio del 2019, presentó localmente, “Treinta y Tres”, su primera muestra individual.

La temática del trabajo artístico de Flores es el silencio. Esta se ve reflejada en la ausencia de boca de sus personajes. Las enormes cabezas que poseen son también un rasgo recurrente en su obra. Actualmente, dos de sus obras, “Y es que me sentía muy sola” y “¡Detente!” forman parte de la colección permanente del Latino Art Museum de California, EE.UU.

BITÁCORA ANGÉLICA

Si tuvieras que mencionar el origen de tus principales influencias y referentes, ¿cuáles serían?
Las influencias más importantes para mi estilo pictórico son dos. La primera es Hayao Miyazaki, el creador de “My neighbor Totoro”. Este filme me recuerda mucho a mi niñez porque cuando era pequeña mi papá inventaba muchas historias con respecto a diversas interrogantes que tenía sobre las cosas que veía o escuchaba; entonces en mi mente se iban creando situaciones tal y como sucede con uno de los personajes de la película. Le tengo tanto cariño al personaje de Totoro, que mi novio –el también director de arte y artista plástico, conocido como Sr. Chipa, me regaló una lámpara de este personaje que me acompaña en mi taller.
La segunda influencia, es la obra de Vasili Kandinsky. Si bien, se podría decir que no hay toques de la obra de Kandinsky en mis piezas de arte; su obra abstracta tiene algo que siempre llamó mi atención y eso es el fondo. Creo que el acabado tan sutil de los fondos –casi imperceptible en su obra, es el toque perfecto para enmarcar el recorrido visual y la composición de sus obras. Admiro tanto la obra de Kandinsky que, cuando era estudiante en la Escuela de Arte Orval, llevaba en mi agenda postales de sus obras, para verlas de vez en cuando, como quien mira fotos del recuerdo que aprecia.

¿De qué manera afectó la pandemia el desarrollo y los proyectos tuyos como artista?
La pandemia nos sorprendió, considero, a todos de diversas maneras. En mi caso cambió por completo mi agenda de exposiciones y proyectos de arte.
Mis proyectos y sobre todo exposiciones de arte, los planifico con uno o dos años de anticipación, de esta manera no dejo ningún detalle fuera para que la presentación de mis obras sea impecable y evitar contratiempos. Para el 2020 tenía planificada mi participación en el Festival de Arte Naif de Polonia, reconocido evento que abre las puertas a los artistas naif de diversas partes del mundo y que a su vez aborda distintas actividades en relación a la exhibición. Junto a ésta, tenía otra exhibición más en Europa la cual, debido al cierre de los aeropuertos y el limitado acceso de envíos desde el extranjero, se dieron por canceladas. Al no tener visualización, mis obras de arte, los proyectos y encomiendas particulares se truncaron, pues una de las maneras de dar a conocer la obra de los artistas, es justamente a través de estos eventos.

BITÁCORA ANTONIA

¿Cómo nace la Colección de Bitácoras “Un mundo naif de cabezonas”?
Es un proyecto que nace hace dos años y que tuve guardado durante todo este tiempo porque mis compromisos expositivos me tenían muy enfocada y era complicado abordarlo por cuestiones de tiempo. La idea central es poder crear una bitácora que se adapte a todo tipo de persona, no solo para aquellos que desean realizar bocetos y están inclinados hacia el mundo del arte, sino también para quienes les gusta escribir y apuntar absolutamente todo. Deseaba crear una bitácora que, basadas en mis piezas de arte, te hiciera sentir que fue creada especialmente para ti. Fue así que, durante tres meses, me centré en crear esta colección, conociendo proveedores, probando materiales, buscando los mejores insumos y máquinas que me permitieran armar una bitácora tal y como lo había diseñado de manera digital. El diseño y producción es 100% mío.

¿Cuál fue la recepción de la colección?
Fue realmente increíble y rompió toda expectativa. Las dos campañas de preventa que se realizaron batieron records de compra, teniendo en cuenta que era el primer lanzamiento de una línea anexa de mis piezas de arte. En muy poco tiempo, hubo mucha demanda e inclusive muchas personas que se quedaron sin sus bitácoras, ya que antes de que culminara la semana de preventa, las éstas se habían agotado.

BITÁCORA SOFÍA

¿De qué manera aplicas y accedes a las líneas de apoyo económico del Ministerio de Cultura?
El año pasado, el Ministerio de Cultura lanzó una convocatoria llamada Líneas de Apoyo para la Cultura, la cual consistía en enviar un proyecto de acuerdo al área de arte en la cual te desempeñas y aplicar a una de las ocho líneas de apoyo que se definieron. El formulario de los requisitos requería la información personal, documentación que acredite que habías tenido algún evento o proyecto cancelado, documentación sobre tu trayectoria artística que acredite los años que vienes desarrollándote como artista y finalmente, el proyecto. Éste debía tener un cronograma, objetivos definidos en corto plazo y un presupuesto detallado.
Todo debidamente justificado y sustentado.
Luego de haber enviado mi postulación, debía esperar la revisión de la misma y saber si me encontraba entre la lista de aptos. Pasaron unos meses y se me notificó que  estaba en esa lista y a las pocas semanas, me comunicaron que había sido seleccionada como beneficiaria junto a otros proyectos. Todo el proceso fue muy amigable, el personal del ministerio en todo momento resolvió las dudas que tuve en mi apertura de solicitud y durante este tiempo he podido mantener el contacto con ellos para resolver cualquier consulta adicional. Inclusive durante el mes de abril tuvimos charlas de capacitación para realizar la rendición final y que de esta manera se corrobore la realización del proyecto planteado.

¿En qué consiste este apoyo y cómo lo empleaste?
Esta línea consiste en apoyar económicamente al artista dependiendo del área a la cual se dedique. En mi caso, el proyecto presentado abordaba dos partes y una de ellas era la producción, diseño y distribución de mi colección de bitácoras.
Mediante este apoyo económico, he podido abordar el proyecto con la adquisición de diversas máquinas y herramientas. Para poder utilizarlas me preparé con la debida antelación y pude producir esta primera colección.

BITÁCORA RAMIRO

¿Cuáles son tus proyectos en el más cercano plazo?
El primer proyecto que tengo planificado es una exposición internacional en este 2021; me estoy preparando no solo en el área de realización de las piezas, sino también en la curaduría de la muestra, ya que considero que si bien una pieza puede estar excelente, sin una buena curaduría y museografía, podría pasar desapercibida.
También estoy evaluando lanzar una línea adicional de mi colección de bitácoras a fines de este año. Finalmente, en el ámbito académico, estoy programando empezar unos estudios sobre gestión curatorial que, por los cambios del 2020 y este año, se vieron pospuestos. Considero que seguir aprendiendo y especializándose constantemente, es la base del éxito en toda área en la que nos desarrollemos.

2 Comments
  1. Avatar
    Sandra Leonardo 3 meses ago
    Reply

    Admiro tu trabajo artistico Rocío! Lo aplaudo y agradezco que sea inspirador!!
    Sigan los éxitos en tu hermoso camino del Arre🥰🥰🥰

    • Héctor Molina
      Héctor Molina 3 meses ago
      Reply

      Compartimos tu opinión respecto del trabajo de Angélica del Rocío, Sandra.
      Y también admiramos el que haces. Saludos y a seguir creando, siempre.

Leave a Comment

Your email address will not be published.

You may like